martes, 5 de abril de 2016

Luna Nueva en Aries 7 de abril 2016




La vida que emerge de las profundidades del océano. Lo primitivo que dotado del impulso de la energía divina expresa sin piedad el fuego de su existencia.

 Todas las lunas nuevas se refieren a inicios y siembras de semillas simbólicas respecto de nuestras intenciones y esta es la luna nueva por excelencia. Siendo la primer luna nueva del año astrológico en el primer signo, el de la experiencia luminosa del nacimiento, el punto de entrada a la experiencia vital. Simbolizando a la vez el alumbramiento y la resurrección.

  Esta Luna nueva del carnero, con su fuerza e impulso irracional se ve acompañada por la entrada de Venus en Aries y sucede en el punto matemático de los 18°de Aries en conjunción a Urano que está a 20° de este signo
 Se trata una lunación salvaje tamizada por cierta excentricidad, electricidad e infinidad de sorpresas.  Luna nueva que favorece la liberación de patrones que son vetustos en cualquier ámbito de la vida (emociones, cuestiones físicas o materiales, adicciones, patrones de pensamiento, etc.).

 Claro que nos sigue afectando la cuadratura Urano-Plutón que se refuerza esta semana con el Sol y la Luna en Aries, pero ya tenemos suficientes años de entrenamiento en romper patrones y estructuras y esta luna los refuerza, estimulando la liberación de la energía que hace inercia desde nuestra sombra y nos impide cambiar definitivamente.

 Tenemos una nueva oportunidad para liberar toda esta energía bloqueada que desde nuestra sombra se resiste a transformarnos y quitarnos de nuestra zona de confort apoyados por la comprensión espiritual que aporta la oposición de Júpiter en Virgo a Neptuno en Piscis. Mercurio que entra el 6 de abril a Tauro pone un paño frío a tanta acción aportando una necesidad de digerir las ideas y los dichos lentamente aunque ...
                                                                                      la terquedad nos puede nublar la visión. 

 Claro que es una Luna en Aries por lo que todo se puede acelerar, comienzos y finales. Dichos y respuestas desafortunadas así como impulsos agresivos están a flor de piel y también afloran los deseos sexuales, las ganas de hacer cosas nuevas, los emprendimientos de todo tipo.

Saltar y correr hacia adelante es lo que Aries quiere, nada importa mientras vaya hacia adelante.

 No hace falta generarse ninguna expectativa en ningún área de nuestra vida ya que lo más seguro es que con los aspectos que presenta el cielo en estos días todo sea distinto de lo que imaginemos. Eso no quita realizar una lista de intenciones.
¡ Feliz siembra!



imagen Marina Dieul. Bacchante, 2010


No hay comentarios:

Publicar un comentario